fbpx

HE APRENDIDO A RECONOCER MIS EMOCIONES

Celina Lozano Laguna es una mujer multifacética y hoy tenemos el placer de poder contarles un poco de su historia emprendedora.

Celi estudió la Carrera de Derecho y aun que hizo un año de prácticas, no llegó a ejercer la profesión, pues nos contó que si bien ama su carrera, considera que no pudo apropiarse de ella, además nos confesó que siempre tuvo una inclinación hacia la moda, es así que su pasión y perseverancia la llevaron a convertirse en asesora de imagen, life coach, blogger y hace poco abrió la tienda FAIR PLAY KIDS en Cochabamba.

Su pasión por la moda nace desde que ella tiene uso de razón, pues recordó con mucha alegría que cuando era pequeña, su mamá tenía una boutique por el teatro Achá, “era una de las primeras tiendas que traía ropa de Estados Unidos y literalmente me he criado entre ropa y telas, viendo a mi mamá atender a las clientas” añadió.

Hace tres años se ha convertido en mamá por primera vez y esta experiencia le ha cambiado un poco las prioridades que tenía, además considera que con el manejo de las redes sociales es muy importante el saber filtrar ciertas cosas, “el trabajo en redes sociales y el trabajo como mamá es distinto, hay que comprender que no existe la perfección, si hay algo simpático se muestra y lo demás es para uno”, nos comentó.

Para poder cumplir con todas las tareas de su día, Celi confirmó que tiene una organización minuciosa desde que se levanta, porque debe preparar a sus pequeños para la guardería y alistarse para ir a trabajar.

En estos últimos dos años, ha aprendido mucho a como reconocer sus emociones por lo que es, saber escucharse a uno mismo, valorarse, respetarse y no tener miedo a equivocarse, “yo creía tener conocimiento sobre muchas cosas, siempre he hablado sobre actitud positiva, autoestima, el empoderamiento femenino, sin embargo llega un momento en el que todo eso ya no era nada y ahí es cuando verdaderamente tienes que aplicar la teoría, porque el caerse, dudar y tener miedo es parte del crecimiento personal que tenemos” confesó.

Para Celi, a la hora de emprender se tiene que tener paciencia, ser consecuente, creer y ponerle mucho amor a lo que uno hace, porque considera que ese es el motor para que un emprendimiento pueda crecer y prosperar.

Uno de sus planes a futuro es seguir creciendo en lo personal y en lo profesional desea volver a dar capacitaciones y talleres más grandes, los cuales por la pandemia tuvo que paralizarlos.

Desde Matiz felicitamos a Celi por su nuevo emprendimiento y deseamos que pronto vuelva a dar esos maravillosos talleres, ya que son muy enriquecedores. Por otro lado, si te gustan los consejos de empoderamiento, autoestima e imagen personal, te invitamos a seguir sus redes sociales y así no perderte de sus maravillosos tips.

Artículos Recomendados

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: