fbpx

EL CIBERACOSO Y LA PROTECCIÓN DE DATOS EN LAS REDES SOCIALES

¿Sabías de todos los riesgos a los cuales nos exponemos en internet? El uso de las redes sociales, en los últimos años, hicieron de la población mundial vulnerable a las críticas y expresiones negativas tras la pantalla de algún dispositivo. En el transcurso de la pandemia, la sociedad se involucró más con el entretenimiento; y con ello, a la crítica.

La salud mental está relacionada con las redes sociales ya que puede desatar una variedad de emociones en los usuarios, entre ellas, las negativas. El mundo virtual se convirtió en un espacio masivo para intercambiar opiniones. De esta manera, también nos exponen a estafas y otros peligros.

Difundir información falsa, publicar contenido vergonzoso de alguien en las redes sociales; enviar mensajes de cualquier tipo que sean hirientes, abusivos o amenazantes a través de plataformas digitales; falsificar la identidad de otra persona emitiendo mensajes agresivos en su nombre o a través de cuentas falsas. Son señales de ciberacoso. Por ende, también son delitos en Bolivia.

En la ley N°348 que refiere al cuidado íntegro de las mujeres para una vida libre señala textualmente: “la violencia mediática, es aquella producida por los medios masivos de comunicación a través de publicaciones, difusión de mensajes e imágenes estereotipadas, que discriminan, deshonran, humillan a las mujeres”. La sociedad femenina boliviana está constitucionalmente protegida.

Debemos destacar la importancia de la protección de nuestros datos en las redes sociales. Si bien es un requisito proporcionar algunos “básicos” para un registro como ser el número de celular, el correo electrónico, el nombre, la edad y la ciudad de residencia, debemos tener cuidado a que plataforma o sitios web les brindamos nuestra información.

Se recomienda a la sociedad no confiar en “links” con características desconocidas de uno real que, en algún momento, la mayoría de los usuarios de distintas redes sociales fueron notificados. Detrás de estos enlaces pueden estar delincuentes. Con un simple “clic” y algunos datos brindados pueden sufrir hackeos y, en el peor de los casos, robos financieros.

Los pasos recomendables para el buen cuidado de tus datos son: leer la política de privacidad, negar el rastreo de tus actividades, utiliza contraseñas seguras, usar la autenticación de dos factores ya sea contraseña o código, piensa dos veces antes de publicar algo que pueda a ser perjudicial para ti en cualquier sentido y evita las estafas denunciandolas.

Artículos Recomendados

Deja un comentario

Descubre más desde Revista Matiz

Suscríbete ahora para seguir leyendo y obtener acceso al archivo completo.

Seguir leyendo

×